Tegucigalpa, 24 de abril.

No habrá despidos de personal de las secretarías de Salud y de Educación, y para garantizarlo se suprimirá el tema de recursos humanos del proyecto de Ley de Reestructuración y Transformación del Sistema de Salud y Educación que se discute en el Legislativo, afirmaron hoy autoridades del Gobierno y miembros del Congreso Nacional.

Los ministros de Salud, de Educación y de Trabajo, Comisiones de Transformación, representantes de las centrales obreras  y diputados al Congreso Nacional  se reunieron con el presidente de la República, Juan Orlando Hernández, para aclarar algunas dudas sobre dicho proyecto de ley.

“Ha sido una reunión sumamente importante y muy fructífera”, dijo en comparecencia de prensa en Casa Presidencial el ministro de Trabajo, Carlos Madero, quien añadió que se dejó claro que no habrá despidos de personal.

“Todo el tema concerniente a recursos humanos, derechos  laborales y de otra índole no debe tratarse en este tipo de decreto”, apuntó.

El funcionario informó que “acordamos con las comisiones de dictamen (del Legislativo) estructurar una nueva redacción; el artículo en discusión va encaminado únicamente a hacer más eficiente la forma como se maneja la parte presupuestaria y administrativa de las secretarías de Educación y Salud”.

“El decreto que está en el Congreso Nacional efectivamente tiene artículos orientados a los recursos humanos, pero no era el fin y, por lo tanto, serán suprimidos”, enfatizó Madero.

Por su parte, el titular de Educación, Arnaldo Bueso, dijo que “este es un día muy importante porque la decisión es retirar de este proyecto de ley todo el articulado vinculante a la parte de personal, de recursos humanos, que de una forma u otra ha generado cierta preocupación en los gremios”.

La intención del Poder Ejecutivo “nunca fue la de realizar despidos masivos”, sino que es aplicar un proceso de reingeniería que permitirá la inversión en otras áreas, que va desde mejoras de infraestructura hasta la contratación de más personal que permita mejor atención tanto a pacientes como estudiantes, explicó Bueso.

El Congreso Nacional también está en la misma sintonía, según el diputado Samuel Reyes, miembro de la comisión de dictamen.

Indicó que los diputados están en la mejor disposición para contribuir a  construir las mejores herramientas para asegurar que la atención al alumno y al paciente sea de forma correcta y efectiva.

Se ha llegado a estos acuerdos: “Suprimir del dictamen o proponer a la comisión de dictamen suprimir los artículos que tienen que ver con tema personal o recurso humano”, puntualizó Reyes.

Además, agregó, “se nos ha pedido separar un dictamen para el tema de salud y otro para el tema de educación, y así se hará”. Los diputados quedan a la espera de la propuesta que llegue del Poder Ejecutivo.

La ministra de Salud, Alba Consuelo Flores, indicó que a partir de este miércoles por la tarde se conformarán mesas en las que se redactarán los artículos que son urgentes de aprobar y que tienen que ver con el tema de transformación administrativa.

Se busca una transformación “que permita mayor agilidad en el tema de contratación y compra de equipo de manera más ágil y transparente sin utilizar la norma de contratación del Estado porque tarda hasta seis meses solo el procedimiento”, dijo Flores.

La secretaria de Salud recalcó que en el tema de Salud la norma data de hace cuatro o cinco décadas.

La discusión de la Ley de Reestructuración y Transformación del Sistema de Salud y Educación se mantiene en suspenso en el Legislativo para seguir el diálogo y buscar consensos entre los involucrados.